Reparación de ordenadores, reparación de smartphones: ¡el programa avanza a buen ritmo y los jóvenes están muy motivados!  

La graduación

¡Con certificados y listo para usar ya! 

Los dos primeros módulos ya se han completado. Con dos certificaciones profesionales, una del Ministerio de Trabajo y otra de la Universidad Salesiana, nuestros jóvenes disponen ahora de un conjunto adicional de competencias para enfrentarse al mercado laboral. Pero antes de que puedan despegar, hay dos etapas más: la primera es un módulo de gestión empresarial durante el cual los participantes recibirán cursos de finanzas, marketing y administración. La segunda y última etapa del proyecto es la realización de prácticas en una empresa donde pondrán en práctica los conocimientos adquiridos.

Un ritmo adaptado y profesores que escuchan

Todos coinciden en que el proyecto IDEAS es una oportunidad que no dudaron en aprovechar. No se arrepienten de haber dado el paso, ya sea “por curiosidad”, como fue el caso de Steven, de 16 años y en su segundo año de estudios científicos, o para profundizar en este campo, como fue el caso de Ivonne, de 21 años, que es licenciada en tecnología e informática. 

“Los profesores están atentos a cada alumno. Si alguien no entiende, hace una pausa y reformula sus explicaciones.

Andrés, 19 años

Al igual que Steven, la mitad de los alumnos del programa no tenían conocimientos previos de este sector, pero afirma que la formación se adapta a todos los niveles.  “Los profesores están atentos a cada alumno. Si alguien no lo entiende, hace una pausa y reformula sus explicaciones”, dice Andrés, de 19 años, cuyo objetivo es ser futbolista, pero que ahora se interesa por el mantenimiento de ordenadores.   

“Me gustaría tener mi propio negocio”, dice Lesly, de 25 años, que trabaja en un laboratorio de metrología, al tiempo que agradece a la Fundación Ecuasol por “ayudar a los jóvenes de un entorno socioeconómico difícil de aprender cosas nuevas”.

Promover la integración de los jóvenes

La idea de IDEAS es ofrecer nuevas perspectivas a los jóvenes de las zonas desfavorecidas del norte de Quito.  Muy afectado por el desempleo, el grupo de edad de 15 a 25 años es el más vulnerable a las situaciones de precariedad y exclusión social. Por ello, nuestra formación se centra en los jóvenes, especialmente en los más vulnerables a la discriminación.

Teniendo esto en cuenta, hemos prestado especial atención a la aplicación de una contratación justa e inclusiva.  De hecho, uno de los objetivos del programa es lograr y mantener una diversidad representativa de la población, tratando de incluir a jóvenes de comunidades afroecuatorianas e indígenas, relativamente marginadas en Ecuador.

En cuanto a la igualdad de género, hemos intentado conseguir una proporción de mujeres y hombres lo más equilibrada posible. En un sector tradicionalmente considerado masculino, es importante fomentar la participación de las mujeres jóvenes. 

Cooperación institucional y creación de asociaciones 

El programa IDEAS es un proyecto autónomo, lo que pone de manifiesto la capacidad de la Fundación Ecuasol para posicionarse como líder de proyectos. Sin embargo, es en parte gracias a sus sólidas y diversificadas asociaciones que Ecuasol ha podido llevar a cabo IDEAS. De hecho, desde hace varios años, la fundación colabora con la Casa Somos (un espacio municipal dedicado a las actividades artísticas) y, a través de ella, con el Municipio de Quito. Se trata de una cooperación institucional a largo plazo gracias a la cual Ecuasol ha podido obtener un espacio en el que puede aplicar el programa IDEAS.  También hay que señalar que este proyecto no habría sido posible sin el apoyo financiero de la Embajada de Francia.

Permanezca atento y siga los próximos pasos de este proyecto.

Muchas gracias a la Embajada de Francia en Ecuador, a la Cámara de Comercio Franco-ecuatoriana y a las universidades Salesiana e Israel, sin olvidar a Auxilio Celular, sin la cual este proyecto no habría sido posible.